Categorías: Mazda, Tecnología

Una vez más, Mazda confirma estar trabajando en el motor Wankel



Llevamos escuchando esta canción meses, pero siempre nos gusta "repetirla una vez más" para que aquellos oídos más duros, resistentes a creer, se la acaben aprendiendo de memoria: Mazda no ha abandonado los motores rotativos de ciclo Wankel.

Esta semana la edición impresa de Autocar se hace eco de las declaraciones de uno de los responsables técnicos de la firma de Hiroshima, que cuestionado sobre el tema afirmaba que, tras el lanzamiento de los nuevos modelos con base "SkyActiv", Mazda retomará el impulso con un Wankel atmosférico que se beneficie de lo aprendido en los motores Otto convencionales, creando un coche de producción rotativo en un plazo que podría rondar los cinco años.

Esto nos coloca en 2018, con las esperanzas de ver una nueva generación del RX-7. De conversaciones con responsables técnicos de la firma nipona por nuestros propios medios sabemos que un coche con motor Wankel de la mano de Mazda "siempre lo usará acoplado a las ruedas", y no como un generador eléctrico. La gran duda es qué combustible quemará. Con una implantación de "hidrogeneras" que, tras los últimos movimientos administrativos, parece que irá en crecimiento en los próximos 10 años, un motor Wankel de combustión de hidrógeno, como los empleados en los modelos del RX-8 y Mazda5 experimentales, no sería ninguna locura...

Noticias recientes

Reader Comments (Page 1 of 1)