Skip to Content

Categorías: BMW, Salón del Automóvil de Frankfurt, Conceptuales, Cupés, Híbridos, verdes y alternativos, Deportivos

BMW Vision EfficientDynamics - Híbrido, diésel, y extremadamente deportivo


Haz clic en la foto para saltar a la galería

Semanas de especulación y rumores terminan hoy con un golpe sobre la mesa. BMW acaba de ofrecer todos los detalles de su Vision EfficientDynamics, un prototipo que será exhibido a partir del 15 de septiembre en el Salón de Frankfurt como muestra de los avances tecnológicos desarrollados en la hélice blanquiazul. Que no son pocos.

Confirmando las insinuaciones de los últimos días (incluyendo lo que pensábamos viendo el primer teaser oficial), el Vision EfficientDynamics emplea un sistema híbrido plug-in, con un motor térmico de gran eficiencia y dos eléctricos cuyas baterías se pueden recargar desde un enchufe para conseguir unas prestaciones comparables a las de un BMW M3 (250 km/h limitados y 0 a 100 en 4,8 segundos), pero con unos consumos tan extraordinariamente contenidos como los 3,76 L/100 km que homologaría en ciclo combinado.

Este nuevo concept supone además el abanderado de las nuevas mecánicas tricilíndricas de BMW. Su motor de explosión, un bloque de 1,5 litros que esencialmente es la mitad del 3,0 L visto en el 335d, puede extraer 163 CV y 290 Nm en asociación con un cambio de marchas DCT, derivado del que ya incluyen los modelos de producción M3 y Z4. Es su motorización principal, pero como decimos, está apoyada por dos eléctricas auxiliares que contribuyen a conseguir 356 CV de potencia y un par motor de 800 Nm al máximo rendimiento.



El primero de estos propulsores deriva del utilizado en el BMW ActiveHybrid 7, y aporta 25 kW continuos (aumentables a 38) desde su posición entre el vano central y la caja de cambios. La fuerza máxima desarrollada es de 290 Nm, bien sea apoyando al corazón diésel del concept o en modo totalmente eléctrico. Además de proporcionar energía, también es capaz de capturarla a través del sistema de frenada regenerativa.



El segundo motor se encuentra en el eje delantero y posiblemente es el más interesante de todos. Ha sido pensado para aportar la máxima deportividad, desarrollando 60 kW y hasta 220 Nm. Si se pisa el acelerador con fuerza, durante 30 segundos puede aportar 84 kW adicionales, e incluso es posible sacarle 104 kW en un pisotón de 10 segundos, lo que obviamente redunda en una aceleración explosiva.

Obviamente, tan importantes como los motores son las baterías utilizadas. BMW se ha decantado por la tecnología de polímero de litio, y de forma similar al Volt, ha dispuesto las mismas a lo largo del túnel central del vehículo, de forma que el reparto de pesos queda perfectamente optimizado (algo importante, dado que pesan 85 kg). Tienen una capacidad usable de 8,6 kWh sobre un total de 10,8 kWh, y se pueden recargar en 2,5 horas desde un simple enchufe de 220 V/16 A.



Como ya has supuesto leyendo nuestra descripción, BMW no considera al Vision EfficientDynamics un híbrido para ir de casa al trabajo y del trabajo a casa. Aunque puede funcionar en modo 100% eléctrico, su propósito es ofrecer una deportividad sin rival alguno en su segmento, para lo cual BMW ha optimizado los motores eléctricos desde un punto de vista puramente sport. Claro, que eso no es todo. Su motor de explosión está situado justo delante del eje trasero, y toda la estructura del vehículo ha sido realizada con materiales de bajo peso; aluminio para el chasis la y suspensión, y policarbonato para la carrocería y las ventanas (que además cuentan con función de autotintado). Todos estos detalles ayudan a dejar un peso de 1.395 kg contenidos en un vehículo de 4,60 metros de largo, 1,90 metros de ancho y 1,24 metros de alto.



Con esto dicho, que BMW se haya centrado en la deportividad no significa que los consumos permanezcan en un segundo plano. Su rango exclusivamente con el motor diésel activado es de 640 km, y a esa cifra puedes aportar los 50 aportados por su paquete de baterías. Además de una cuidada aerodinámica, el secreto de su autonomía se debe al mimo puesto en la optimización de los consumos, para lo cual BMW ha desarrollado un sistema de ahorro inteligente que se anticipa a la carretera para reducir el consumo de electricidad. Por ejemplo, si el radar del control de crucero detecta un descenso en la velocidad del tráfico, puede desactivar el motor y preparar el sistema de frenada regenerativa; una idea que seguramente veremos en los BMW del futuro más pronto que tarde.

¿Interesado? Pues no te pierdas nuestra cobertura en directo desde el Salón de Frankfurt. Este año va a ser espectacular.

Añadir un comentario

*0 / 3000 Número máximo de caracteres

Autoblog Español

Las más comentadas (últimos siete días)